La Reforma Protestante con todos los sucesos ocurridos en Europa desde el siglo XIV hasta ahora. Lutero pega las 95 tesis en la puerta de su templo y asi se separa de la iglesia romana.

Orígenes del confesionalismo del siglo XVIII al siglo XX

Orígenes del confesionalismo del siglo XVIII al siglo XX


La mayoría de las confesiones reformadas se originaron, como pudimos ver, en el siglo XVI; con algunas excepciones, el proceso del confesionalismo terminó alrededor de 1580. En el siglo XVII, en el contexto de la ortodoxia reformada-protestante nacieron dos nuevos textos muy influyentes: los Cánones de Dort en los Países Bajos y la Confesión de Westminster en Inglaterra y Escocia.
En el siglo XVIII no se elaboraron nuevas confesiones, pero en el siglo XIX fueron promulgadas varias. La mayoría de ellas nació debido a las divisiones existentes dentro de la iglesia reformada: por ejemplo, se fundaron las iglesias reformadas libres a partir de los movimientos de avivamiento, para distanciarse de la iglesia oficial que a muchos les parecía demasiado liberal. Este proceso tuvo lugar en Suiza y Francia, pero también en los Estados Unidos de América.
Durante el siglo XX, se elaboró un número creciente de nuevas confesiones en las iglesias reformadas, principalmente debido a tres razones: Por un lado, muchas iglesias reformadas jóvenes en el Nuevo Mundo buscaban independizarse de Europa y formular su fe enmarcada en su propio contexto. Por otro lado, las unificaciones con las iglesias de otras confesiones llevaban a la elaboración de nuevas escrituras confesionales. En un tercer momento, los nuevos desafíos llevaban a los hombres a redescubrir los mensajes evangélicos, sobre todo en Alemania (Declaración Teológica de Barmen), en los Estados Unidos de América y en Sudáfrica (Confesión de Velar).
body .navbar{ height: 0px; }